Marco Geográfico

Resumen del marco geográfico y demográfico

La demarcación del puesto se corresponde con el territorio de la República de Hungría que ocupa una superficie de 93.030 km2 y está poblada por algo menos de diez millones de habitantes. Se trata pues de un país pequeño cuya capital, Budapest, con menos de dos millones de habitantes, es el centro de la vida política, económica y cultural de Hungría.

Entre las ciudades de importancia, a una distancia aproximada de 200 km de la capital, destacan Debrecen, Pécs, Miskolc, Szeged, Gyor y Eger pero todas son mucho más pequeñas que Budapest, la mayor de ellas cuenta con doscientos mil habitantes.

Hungría es miembro de la Unión Europea desde el 1 de mayo de 2004, con un PIB por habitante de 11.200 euros en 2016.

Volver a índice de Marco Geográfico

Cuadro de Datos básicos del país

DATOS BÁSICOS
Superficie 93.030 km2
Situación Europa central
Capital Budapest
Principales ciudades Debrecen, Miskolc, Szeged, Pécs, Györ
Clima Continental
Población 9,823 millones de habitantes (2016)
Densidad de población 108 habitantes/km2
Crecimiento de la población -4,1 ‰
Esperanza de vida 70,5 años varones; 78,1 mujeres
Grado de alfabetización Muy alto
Tasa bruta de natalidad (1/1000) 9,3
Tasa bruta de mortalidad (1/1000) 13,4
Idioma Húngaro
Religión Católica (55%); Protestante (20%)
Moneda Forinto (HUF)
Peso y medida Kilogramo; metro
Diferencia horaria con España Nula

Fuentes: Oficina Central de Estadísticas Húngara. (www.ksh.hu)

Volver a índice de Marco Geográfico

Situación, superficie, superficie cultivable, relieve y clima

Situada estratégicamente en el centro de Europa, la República de Hungría cubre un área de 93.030 km². La mayor longitud del territorio húngaro de norte a sur es de 268 kilómetros y de este a oeste de 528 kilómetros. El largo total de sus fronteras es de 2.171 kilómetros. Limita al norte con Eslovaquia y Ucrania, al este con Rumanía, al sur con Croacia y Serbia y al oeste con Eslovenia y Austria. El 84% del área que ocupa es una llanura que no supera los 200 metros de altitud sobre el nivel del mar. El pico más alto es el Kékes con 1.015 metros de altitud.

El terreno cultivable supone el 51,64% del área total, mientras que la superficie de terreno de regadío es de 2.300 km². Los principales ríos que discurren por el país son el Danubio y el Tisza, ambos atraviesan el país de norte a sur y han tenido gran importancia en el transporte fluvial. El río Danubio discurre 417 kilómetros a través Hungría (su longitud total es de 1.860 kilómetros) y divide la capital del país en Buda y Pest. El río Tisza recorre 598 kilómetros en su paso por la gran llanura húngara, con una longitud total de 1.358 kilómetros. El lago Balaton constituye el lago de agua dulce más grande de centro Europa y es un importante reclamo turístico, tiene 77 kilómetros de longitud y hasta 14 kilómetros de anchura en algunos puntos.

El clima del país es de tipo continental, con una temperatura media de 12ºC. El mes más frío del año es enero, con mínimas de hasta -15ºC, y el más cálido es julio con máximas de hasta 38ºC. La pluviosidad media anual está en torno a los 600 mm y la distribución y frecuencia de las precipitaciones es impredecible aunque normalmente se concentran en la parte oriental del país. El mes más seco del año suele ser septiembre con 33 mm de pluviosidad media. El promedio de temperaturas en Budapest oscila entre -1°C en enero y 21°C en agosto. A lo largo del territorio hay pequeñas variaciones en el clima, el sur suele ser más cálido y el norte y noreste ligeramente más frescos. En los últimos años los inviernos se han suavizado, y los veranos están registrando temperaturas más altas, sin embargo, sigue siendo un clima típico continental.

Volver a índice de Marco Geográfico

Recursos naturales y minerales

Aguas minerales

Entre los recursos naturales del país destacan especialmente las aguas minerales. La estructura en cuenca del territorio propició que durante millones de años se acumularan sedimentos rocosos que llegaron a alcanzar varios kilómetros de grosor. Estas rocas son capaces en su mayoría de almacenar una gran cantidad de agua natural lo que resultó en la formación de acuíferos subterráneos en la mayor parte del país. Además, gracias a que la corteza terrestre es relativamente delgada en el territorio húngaro, de entre 23 y 27 kilómetros de grosor, el gradiente geotérmico es especialmente elevado, con un nivel medio de 50  ̊C /1.000 metros, lo que hace que la mayor parte de sus recursos acuíferos sean también aguas termales. Por ello, Hungría, y en particular su capital Budapest, es muy conocida por sus balnearios, que han estado activos desde la época de la dominación romana y que se desarrollaron también durante la ocupación turca del territorio. Hoy día son una de las principales atracciones turísticas del país.

Minas y canteras

El principal recurso minero de Hungría es la bauxita, el mineral del que se hace el aluminio. También cuenta con yacimientos de carbón (incluyendo el lignito), petróleo, gas natural, manganeso, uranio y mineral de hierro. Sin embargo, la mayoría de las reservas son pequeñas y en algunos casos de baja calidad.

En los últimos veinte años la industria minera en Hungría ha experimentado cambios considerables, especialmente debido a la conversión de las grandes compañías estatales de minerales metálicos en empresas privadas, que ha tenido como consecuencia el cierre de muchas minas, sobre todo de minas subterráneas de carbón.

En el 2008, de acuerdo con el registro de la Oficina Húngara de Minería y Geología, había 879 empresas productoras de minerales activos y energía geotérmica en unos 1.858 emplazamientos mineros por todo el país. Destaca especialmente la regalía minera proporcionada por la industria extractiva, equivalente a unos 400 millones de euros, que constituye una contribución significativa a los ingresos estatales.

Existen en el país tres minas de carbón, dos de ellas situadas en Bükkábrány y una situada en Pécs. Entre las tres producen aproximadamente unos 7,7 millones de toneladas de carbón al año y cuentan con unas reservas de 2,7 mil millones de toneladas de lignito.

En cuanto a la bauxita, únicamente la empresa MAL Hungarian Aluminum Ltd. se dedica a la extracción de este mineral en Hungría. Esta empresa sufrió un accidente en el año 2010 en su fábrica de alúmina en Ajka al romperse un dique que liberó cerca de un millón de metros cúbicos de ‘barro rojo’, un subproducto empleado para obtener el óxido de aluminio a partir de la bauxita, que contaminó 40 km2 de terreno, incluyendo el río Danubio. Tras el accidente el Gobierno húngaro tomó el control de la empresa y comenzó los trabajos de limpieza.

En el año 2010 la producción del sector minero se redujo en un 19,8% respecto al año anterior,  aumentando únicamente la producción de arrabio, acero crudo, bauxita y alúmina, mientras que disminuía la producción de bentonita y yeso. Entre los años 2011 y 2012 el valor de la producción de minerales metálicos creció un 136% mientras que el valor de la producción de carbón y lignito cayó un 28%. Sin embargo, durante 2013 y 2014 el valor de la producción de minerales metálicos bajó hasta los 3,8 millones de euros en 2014 y la producción de carbón subió hasta los 7 millones de euros.

Combustibles

El país depende de las importaciones para satisfacer sus necesidades de combustible. En 2010, el petróleo y sus derivados, representaron el 5,6% del valor de todas las importaciones, mientras que el gas natural y manufacturado representó el 3,8%. En el año 2014, las importaciones húngaras de combustibles minerales y fósiles ascendieron a 9.370 millones de euros, dentro de las cuales las importaciones de petróleo crudo tuvieron un valor de 3.199 millones de euros y las de gases hidrocarburos de 3.085 millones de euros. El país dispone de reservas muy limitadas y de baja calidad de estos combustibles por lo que se ve obligado a importarlos. Es especialmente dependiente de las importaciones de gas natural, que provienen en su mayor parte de Rusia.

Tierras de cultivo

Otro de los principales recursos naturales de Hungría es el suelo negro de sus tierras de cultivo. Estos suelos, muy fértiles y arables, se encuentran sobre todo en la llanura sudeste del país. No obstante, los suelos aluviales de la gran llanura húngara también son bastante fértiles así como los de las cuencas hidrográficas de las tierras altas del norte. El 63% de la superficie del país es tierra cultivable.

Volver a índice de Marco Geográfico

Demografía y sociedad

La población total de Hungría fue de 9.830.485 habitantes en 2016 según la Oficina Central de Estadística de Hungría. La región más habitada del país es la central-transdanubio, con casi un 30% de la población total. Budapest, la capital del país, sigue siendo la ciudad más poblada, con aproximadamente 1,76 millones de habitantes.

Durante el año 2016 se ha registrado un ligero aumento del número de nacimientos, con un 1,53% más de niños que en 2015, y el número de fallecimientos disminuyó en un 3,64% también con respecto al año anterior. Con todo, el descenso anual de la población fue de 25.000 personas en 2016, 3.200 personas menos que en 2015.

La proporción entre hombres y mujeres es equitativa, hay un 52,3% de mujeres y un 47,7% de hombres. La esperanza de vida, es sensiblemente más alta en el caso de las mujeres (78,1 años) que de los hombres (70,5 años).

 La tasa oficial de desempleo media para el año 2016 fue de 5% mientras que entre los meses de enero y mayo 2017 ha rondado el 4,5% (en mayo de 2017 se situó en el 4,4%); el grupo de población más afectado sigue siendo los jóvenes entre 15 y 24 años.

Volver a índice de Marco Geográfico

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex